¿Quien como Dios?

17 oct. 2010

Tablas para el naufragio

Venimos de una ‘serie’ de publicaciones relacionadas con la oración, la necesidad de orar para crecer espiritualmente, sacamos una lista de oraciones que vamos a tratar de hacer a diario, hicimos un plan para lograrlo, que consiste en separar el tiempo para orar, y registrar nuestras oraciones en una tabla. De esta tabla vamos a hablar hoy.

En aquel ancho y profundo mar de nuestros quehaceres diarios, tanto materiales como espirituales, nos sentimos ahogados y sin rumbo; no sabemos si vamos bien o vamos mal. Nos empezamos a hundir en la angustia o en la despreocupación, ambas igual de peligrosas pues nos pueden dejar estancados en altamar.


Pero aparece la tabla para el naufragio, una tabla que nos llevará a puerto seguro pues nos muestra continuamente si vamos en la dirección correcta. Es la tabla donde registramos nuestro avance en la oración. He aquí una muestra:


Si, se me fue la mano en el preámbulo para una simple tabla de Excel, pero bueno, con suspenso es mejor jeje. Y por cierto, la tabla se puede hacer a mano, en papel etc pero como ven, yo estoy absorbido por la era del silicio. :D

Como pueden ver, es una tabla simple, donde día a día se registra las oraciones que se hicieron y se califica la calidad de dicha oración. Aclaro que los datos son ficticios, no son los míos; los míos son más malos y me dio vergüenza desnudar mi alma jeje

Se califica de 1 a 5, siendo 1 la peor calificación y 5 la mejor. El día en que no se hizo la oración se pone un 0 o se deja el espacio en blanco. Esto es para usted, siéntase libre de manejarlo como quiera, si quiere use una escala de 0 – 10, letras, signos, lo que quiera. Lo importante es que lo pueda registrar y, ojo con esto, MEDIR para ver si con el tiempo avanza o retrocede.

Hay dos cosas que podemos medir principalmente con esta tabla: la frecuencia con la que se realiza y la calidad.

Frecuencia: La meta es que todas las oraciones se hagan todos los días, o sea una frecuencia del 100%. Pero repito, es la meta y seguramente la mayoría de nosotros está en el camino y no en la meta. Entonces lo que debemos hacer es ponernos pequeñas metas quincenales o mensuales e irlas volviendo más exigentes. En resumen ir creciendo.

Pongo un ejemplo de un seguidor imaginario del blog, llamémoslo Blogualdo, quien recién empieza en los caminos del Señor y a duras penas iba a Eucaristía cada domingo y sin prestar atención, y el Rosario lo hacía muy de mes en cuando.
Blogualdo decide ponerse la meta de ir a Eucaristía el 30% de los días (2 días semanales), esto sería, la del domingo (obligatoria) y una más durante la semana. A los quince días o un mes ve que cumple con su meta y sube su meta al 40% que viene siendo un día más durante esos 15 días.
En el caso del Rosario pone el listón más alto, e inicia con una meta de 50%. Quiere hacer el rosario por lo menos la mitad de los días de la semana. Lo logra y va subiendo su meta.
Paulatinamente Blogualdo va adquiriendo el sano hábito (virtud) y cada vez le costará menos avanzar. La tablita le ayudará a ver si va creciendo, si está estancado o, por el contrario, va en picada y así poder tomar los correctivos a tiempo.

Calidad: Para la calidad no se mira ni se tiene en cuenta la frecuencia, se observa solo la calificación. Esto significa que el 0 no cuenta como calificación pues indica que no se hizo la actividad. Vamos a medir solo las que se hicieron. Así pues, si Blogualdo rezó el rosario 3 días de esta semana y sus calificaciones fueron:
3 – 3,5 – 3,8 podemos ver que, aunque no lo reza todos los días, los días que lo hace, cada vez mejora en su calidad. La meta acá es siempre ir en mejora de la calidad; siempre aspirando al 5.


Con estos dos criterios podemos ver como va nuestra oración, si vamos avanzando espiritualmente pero medido objetivamente, si el crecimiento es en serio. Si los números nos muestran que crecemos, con seguridad se nos notará en nuestra forma de ser y de vivir.

Como siempre, me alargué, sabrán perdonarme. Se que surgirán dudas, problemas, inquietudes así que no se queden callados, pongan un comentario con lo que quieran decir que acá, entre todos, ¡nos ayudamos!

3 comentarios:

  1. ME ENCANTÓ,SABIAN QUE BUSCABA ALGO ASÍ??,QUE ME AYUDARA A PERSEBERAR EN LA ORACIÓN,POR DIOS QUE CUESTA!!.ESTE MUNDO LO QUE BUSCA ES QUE DEJEMOS A DIOS,PERO ESTE BLOG ES UNA RESPUESTA DE DIOS A LAS NECESIDADES DEL CRISTIANO QUE VIVE EN ESTE MUNDO SIN SER DEL MUNDO,CHICOS,GRACIAS POR ESTE BLOG,GRACIAS POR DEJARSE SER INSTRUMENTOS DE DIOS,NUESTRO PADRE.QUE NUESTRA MADRE LOS GUIE POR EL RECTO CAMINO!!.
    NATY

    ResponderEliminar
  2. genial!!! yo siempre trato de lelvar un control de mis actividades para ver ocmo avanzo y justo habia hecho una com opara mi crecimiento espiritual y es algo com oesto, me parece genia ly pues esto me ayudo mucho como a organizarme mejor muchas gracias! y que la gracia de Dios este con ustedes! :)

    yesenia.

    ResponderEliminar
  3. EEEEEEEhhhhhhhhhhhhhh qué felicidad querido hermanito en Cristo, mil y mil gracis x tan excelente idea. Muchas bendiciones en Jesús y María Santísima. Quién cómo Dios?.

    ResponderEliminar

La entradas serán moderadas por eso te pedimos que por favor seas muy objetivo en tus comentarios. Dios te bendiga